NBA
Ginóbili: "No estaba listo para hacerlo de nuevo"
El bahiense dialogó con la prensa en las instalaciones de los Spurs, lugar que fue su casa durante los últimos 16 años, así como también en el futuro.
FMBB
Este sábado fue especial para San Antonio Spurs, ya que en sus instalaciones se produjo la conferencia de prensa de una de sus más grandes estrellas: Emanuel Ginóbili. Tras haber dado a conocer la noticia de su retiro del básquet profesional, el bahiense dialogó con la prensa, habló de todo un poco y dejó conceptos muy interesantes.

"Durante toda la temporada fui digiriendo la situación. La jugué pensando que iba a ser la última, pero dejé la puerta abierta en caso de que cuando volviera de mis vacaciones todavía mantuviera esas ganas y cambiara de opinión. Lo fui digiriendo de a poco y al momento de volver guardé un poquito de lugar por si cuando volvía a ver esta cancha y a entrenar un poco, algo se despertaba en mí. Pero no. Se cerró inmediatamente la puerta, no estaba listo para hacerlo de nuevo, ni física ni mentalmente. En ese momento me terminé de convencer, aunque ya estaba bastante encaminado.

La conversación con Gregg Popovich fue muy adulta, muy tranquila como siempre. Básicamente fui a contarle que la decisión ya estaba tomada. Él me dijo que le hubiera gustado tenerme un año más, pero me vio muy convencido. De hecho, entendió perfectamente que posiblemente él hubiera hecho lo mismo. Fue una charla bárbara y quedó en claro que por más que se cerraba una etapa con él, la de coach-jugador, igualmente iba a estar acá para ayudarlo en lo que pueda. Compartiremos mucho tiempo juntos.

Se junto lo físico, lo mental y lo familiar a la hora de tomar la decisión. El tema de la familia empezaba a tirar cada vez más... regresar a la Argentina y también pasar más tiempo con mi gente de allá. Pero como dije, decidí tomarme un poco de tiempo para entrar a esta cancha y ver si me venían las ganas de agarrar esa pelota, de empezar a correr y otra vez empezar a prepararme físicamente. La realidad es que cuando me metí ahí, empezé a hacer gimnasio, agarré la pelota y no pasó nada. No pasó absolutamente nada, de hecho me vi más lejos. Cuando noté vi que Dejounte Murray, Bryn Forbes venían acá y se preparaban para una temporada tan dura, me ví aún más lejos que antes y la puerta se cerró definitivamente. Lo físico, lo mental y lo familiar, las tres fuerzas fueron similares.

Muchísimos jugadores participaron en mí crecimiento, aunque obviamente el entrenador Popovich fue fundamental, porque era el que me largaba al campo para jugar y desarrollarme. Tony Parker y Tim Parker desde ya, fueron dos de las piezas fundamentales de este equipo y me recibieron muy bien de entrada, pero también fueron importantes Bruce Bowen, Steve Kerr, que estuvo durante mi primer año junto con David Robinson... Steve Smith, Kevin Willis, que gente de entre 35 y 40 años, con mucha experiencia y recorrido, me haya recibido de esa manera y ayudado en la adaptación, fue fundamental. También quiero destacar el staff técnico de aquel momento, PJ Carlesimo, Mike Brown, Brett Brown y demás. Todos me ayudaron muchísimo para que mi adaptación fuera lo más rápida posible.

El momento más especial, más brillante de mi carrera en los Spurs, fue seguramente el campeonato de 2014. Por muchas razones. Primero porque me llegó en un momento distinto de mi vida, ya con tres hijos, luego de una frustración muy grande que habíamos vivido el año anterior contra Miami, siete años después del último título. Le habíamos perdido un poco el gusto, así que cuando en el 2014 pudimos ganar y además jugando tan bien, fue un momento increíble.

En lugar de hablar de lo que se perdió, creo que lo meritorio de esta franquicia fue haber podido mantener todo durante tanto tiempo. Danny Green y Matt Bonner creo que 10 años en la franquicia, 16 años yo, Tim 20 y Tony 16... En su momento, Michael Finley, Bren Barry y Bruce Bowen. Son cosas que no suceden a menudo en la NBA, así que lo que tuvimos nosotros fue más una excepción que una regla, puede haber 1 o 2 jugadores. Nosotros acá tuvimos algo mágico, único y lo valoró muchísimo. Esa continuidad hace que se geste una especie de familia o de situación en la que uno se siente muy cómodo. Me pasó algo muy similar con la selección argentina; el hecho de haber podido compartir equipo por 15 años con algunos jugadores y con Scola 20. Fui muy afortunado de haber tenido esos dos grupos increíbles de compañeros.

Las palabras de Messi (NdR: "Debería decirse que yo soy el Ginóbili del fútbol"), las tomó como una gentileza al veterano que se va, pero obviamente no hace falta ni aclarar de la injusticia de ese comentario. Él es el mejor del mundo, mientras que yo soy uno más en este mundo de la NBA. Ni se asemeja. Lo que pasa es que lo mío se destacó mucho más porque vengo de un país que no tenía una tradición de jugadores de básquet con cierto éxito, así que por ahí se ha mencionado. Pero con Messi estamos hablando de uno de los mejores jugadores de la historia, no solamente de la actualidad.

La proclamación del Día de Emanuel Ginóbili fue en un momento en el que pasaban muchas cosas. Apenas había dado a conocer la noticia y estaba empezando a recibir las primeras llamadas, respuestas y demás. Estaba un poco sobrepasado y al escuchar eso me dio más gracia que otra cosa. Obviamente que es un honor, pero como que no lo entendí del todo. A los dos días siguientes, cuando voy a la escuela a llevar a los chicos y veo a todos los profesores con mis camisetas o las de San Antonio, fue una linda caricia, muy apreciada.

No me fató absolutamente nada, sí podría haber ganado algún anillo más, un Mundial o una Liga Nacional en Argentina, ¿pero qué cambiaba? Sí una estrellita más en el currículum... totalmente irrelevante. Lo más importante ni siquiera son los campeonatos, son las historias, las experiencias, los amigos y el aprendizaje de los buenos y malos momentos. Eso es lo que te termina convirtiendo en una mejor persona, mejor padre, mejor marido, mejor ciudadano. Es verdad que tuve la enorme fortuna de haber ganado un montón de cosas en diferentes niveles, pero no hubiese cambiado tanto en caso de no haber sucedido".

Fuente: BASQUET PLUS
Inicio | Arriba